Qué es el síndrome de Tourette y cuál es su impacto en la vida cotidiana y el entorno educativo

En algunos casos, el paciente puede presentar coprolalia, que es la expresión involuntaria de malas palabras

 

El síndrome de Gilles de la Tourette es un trastorno caracterizado por movimientos repetitivos o sonidos indeseados (tics) que no se pueden controlar con facilidad. Por ejemplo, la persona afectada puede de manera repetida parpadear, encoger los hombros o emitir sonidos raros o palabras ofensivas.

Por Infobae





Se desconoce la causa exacta del síndrome de Tourette. Es un trastorno complejo que, probablemente, se desencadena a causa de una combinación de factores heredados (genéticos) y ambientales. Las sustancias químicas en el cerebro que transmiten impulsos nerviosos (neurotransmisores), como la dopamina y la serotonina, pueden estar involucradas.

Tener antecedentes familiares del síndrome de Tourette o de otros trastornos de tics y ser hombre puede aumentar el riesgo de desarrollarlo. Los hombres tienen entre tres y cuatro veces más probabilidades que las mujeres de desarrollar el síndrome de Tourette.

Si bien este síndrome no tiene cura, se puede tratar. Muchas personas no requieren tratamiento porque los síntomas no son molestos. Los tics suelen disminuir o controlarse después de los diez años.

En general, los tics se presentan entre los 2 y los 15 años, el promedio es alrededor de los 6 años.

Los tics, los movimientos o sonidos repentinos, breves e intermitentes son el signo distintivo del síndrome de Tourette. Los síntomas pueden variar de leves a graves. Los síntomas graves pueden interferir significativamente con la comunicación, el funcionamiento cotidiano y la calidad de vida.

Para leer la nota completa, aquí