El aberrante caso del “monstruo de Chiclayo”: secuestró, torturó y violó a una niña de tres años en Perú

‘Monstruo de Chiclayo’ abusó sexualmente de una niña de 3 años

 

 

 

Atada de pies y manos con cinta de embalaje y en shock traumático, así fue hallada una menor de 3 años que 15 horas antes fue secuestrada por un hombre de 48 años y llevada hasta una vivienda donde la torturó y abusó sexualmente de ella.

Por Infobae

Juan Antonio Enríquez García, el ‘Monstruo de Chiclayo’, aprovechó la distracción de sus padres para llamar la atención de la menor y subirla al auto que conducía y luego llevarla hasta la vivienda ubicada en la urbanización El Santuario de Chiclayo, donde cometió toda clase de abuso en contra la menor hasta dejarla inconsciente.

 

Monstruo de Chiclayo fue capturado por la policía y pasaría toda su vida en prisión por abusar sexualmente de una menor de 3 años

 

Los padres de la menor, al no poder encontrar a su hija, pidieron ayuda a la policía y enviaron mensajes a través de las redes sociales, pero fue un audio de WhatsApp de la madre que se volvió viral en la ciudad e inmediatamente movilizó a todos los vecinos, quienes compartieron fotografías de la menor.

Previamente, las imágenes de las cámaras de seguridad ciudadana lograron captar el momento en que el individuo cargó y se llevó a la menor en su vehículo azul con rumbo desconocido.

“Por favor ayúdenme a difundir, mi hija ha desaparecido, no la encuentro, por favor difundan en la televisión, ayúdenme a publicarlo. Mi hija se l llevó un carro azul, acá en toda la avenida Lora, por favor se los ruego”, dijo entre sollozos la madre en el audio que se viralizó.

Rápidamente taxistas y conductores coincidieron que habían visto esa unidad y se sumaron a la búsqueda de la pequeña.

Al promediar las 8:45 de la mañana de ayer, efectivos de la División de Investigación Criminal (Divincri) hallaron el vehículo de placa BYM-238 e intervinieron a Enríquez García, quien sin remordimiento confesó que había secuestrado a la menor y la mantenía en el segundo piso de su domicilio, en la urbanización El Santuario de Chiclayo.

 

Chiclayo sale a las calles para pedir justicia por la menor de 3 años secuestrada y violada

 

Terrible escena

Un contingente policial llegó hasta la vivienda y halló a la menor en medio de una terrible escena: se encontraba inconsciente sobre unos cartones, atada de pies y manos con cinta de embalaje.

Casi de inmediato, personal de la policía femenina levantó a la niña y la envolvió en un cobertor para trasladarla hasta el Hospital Las Mercedes, donde la doctora Sandra Castillo diagnosticó que la menor se encontraba estable, pero con deshidratación.

Los padres llegaron al nosocomio y acompañaron a su hija hasta el Instituto de Medicina Legal (IML), donde tras ser evaluada se confirmó que había sido víctima de violación sexual.

“Quiero que el violador se muera, que lo maten adentro, porque no tuvo piedad con mi hija, no tuvo piedad, es un daño enorme que le ha hecho”, dijo llorando el padre de la menor que había llegado de Paita para ayudar con la búsqueda de su pequeña.

CHICLAYO SE LEVANTA

Esta noticia indignó a miles de chiclayanos, quienes se reunieron en los exteriores de la Divincri esperando la salida del agresor para apedrarlo, pero fue resguardado por agentes de la Policía Nacional, recibiendo algunos los golpes de la turba.

 

 

Otro grupo de personas, entre colectivos, familiares y amigos cercanos a la familia de la niña recorrieron las calles portando globos blancos y gritando a viva voz “justicia para Dámaris”, “pena de muerte para el monstruo” y “a los niños no se les toca”.

Y un grupo enfurecido de personas prendió fuego a la vivienda donde Enríquez García mantuvo secuestrada a la menor de 3 años.

Al conocer el caso, la periodista Juliana Oxenford no pudo contener las lágrimas y lloró en vivo en su programa. “Es una niña de tres años, por Dios”, dijo muy afectada.

En tanto, en redes sociales la vicepresidenta del Perú, Dina Boluarte se pronunció y dijo que “la inseguridad y violencia en las calles se tomó una nueva víctima: una niña fue secuestrada y violentada sexualmente en #Chiclayo. Demandamos que se ejerza todo el peso de la ley contra el agresor, ya capturado. La menor y su familia requieren todo nuestro apoyo”.

 

 

La ministra de la Mujer y poblaciones vulnerables, Diana Miloslavic, expresó su condena ante el crimen cometido contra la víctima. “Mi condena rotunda al crimen contra la pequeña de 3 años agredida sexualmente. Exijo a nuestras autoridades y sistema de justicia la más severa sanción contra el violador. Seguiremos brindando atención a la víctima y soporte a su familia”.

 

 

La institución que dirige informó que se está brindando atención integral a niña de 3 años, víctima de violencia sexual. “El agresor, quien confesó el delito, fue capturado por la Policia. Nuestro abogado viene participando en las diligencias de ley programadas.

“Ayer, apenas tomamos conocimiento del secuestro de la niña, un equipo del #ProgramaNacionalAurora del MIMP se contactó con la familia para brindar atención psicológica, social y legal. Además de realizar coordinaciones con la Policía Nacional. Exhortamos a los órganos de justicia a actúen con la celeridad del caso y apliquen una sanción ejemplar”, se lee en las redes sociales el MMPV.

La organización feminista ‘Manuela Ramos’ sostuvo que “la violencia de género no tiene edad y las historias lo dicen: los abusadores son gente cercana al entorno familiar. Exigimos justicia y pedimos a la sociedad no seguir difundiendo imágenes de la pequeña. El foco debe ser el agresor, siempre”.

“Hoy gritamos ¡Justicia para Damaris! Y pedimos no más revictimización para ella y su familia. Exigimos la máxima sanción para Juan Antonio Enríquez García, confeso secuestrador y agresor. Cada día 4 niñas menores de 14 años son víctimas de violación sexual”, agregaron.

Asimismo, indicaron que “los casos reportados entre el 2019 y 2022 son 26,061. ¡No más niñas, adolescentes, mujeres adultas y disidencias víctimas de violencia de género! ¡Queremos infancias libres de violencia!”.

PRISIÓN PREVENTIVA

El segundo Juzgado de Investigación Preparatoria de José Leonardo Ortiz, en la ciudad de Chiclayo, ordenó nueve meses de prisión preventiva contra de Juan Antonio Enríquez García, el ‘monstruo de Chiclayo’.

La magistrada María Vásquez Vásquez dispuso esta medida tras el pedido del Ministerio Público que acusó al agresor por los delitos de violación sexual y secuestro en agravio de la menor de edad.