Supuestos efectivos de Polianzoátegui arrebatan entradas a la final del béisbol profesional para revenderlas

Foto: Corresponsalía lapatilla.com

 

 

 

 

 

Fanáticos que se encontraban en los alrededores del estadio Alfonso “Chico” Carrasquel de Puerto La Cruz denunciaron este martes 25 de enero que por segundo día consecutivo, unos supuestos funcionarios de la Policía del estado Anzoátegui (Polianzoátegui) estaban merodeando el lugar para arrebatarles las entradas para la final del béisbol venezolano, con el propósito de revenderlas.

Por Javier A. Guaipo / Corresponsalía lapatilla.com

“Ayer hice mi cola desde la madrugada y vine comprando a eso de las 3:00 pm. Pero cuando voy saliendo hacia mi casa a cambiarme para regresar, un grupo de uniformados me abordó con agresiones verbales y me quitaron los boletos”, relató Luis Eduardo García.

Foto: Corresponsalía lapatilla.com

 

La víctima añadió que lo acusaron de ser un revendedor, pues había comprado 14 tickets para ir en grupo a ver el sexto juego de la final entre Caribes de Anzoátegui y Navegantes del Magallanes. “Son tan descarados que utilizaron esa excusa para justificar el robo. Lo peor del caso es que minutos después vi que mandaron a un chamo a ofrecer entradas ‘caleta’ en 25 dólares, cuando el precio real son cinco dólares”.

García contó que en ese momento decidió acercarse de nuevo a los supuestos policías para reclamarles y pedirles que le devolvieran sus boletos. “Luego de unos minutos en los que intercambiamos palabras, finalmente me los dieron”.

Foto: Corresponsalía lapatilla.com

 

Por su parte, Carlos Brito contó que a él también intentaron despojarlo de sus tickets durante la tarde de ayer, aunque no lo lograron. “Como vieron que yo andaba con un grupo, se quedaron tranquilos. Probablemente haya sido porque el argumento de que soy revendedor se les iba a caer ‘facilito'”, señaló.

De igual manera aseguró que fue testigo de varios actos similares donde los presuntos oficiales sí lograron su cometido, pero las víctimas prefirieron no hacer nada para evitar represalias.

“En la taquilla hay varios GNB (Guardia Nacional Bolivariana) que están pendientes es de llevar el orden. Pero los cuerpos de seguridad aquí están tan dañados que a uno le da miedo poner una denuncia contra ellos mismos, porque puede ser peor”, expresó.

Tanto García como Brito afirmaron que el mismo grupo de policías estuvo en las adyacencias del estadio en horas de la mañana de hoy, aunque luego los perdieron de vista.