Las muertes por Covid-19 en África aumentan a la espera de más vacunas

Foto: AFP

 

 

 

 

África registró un aumento del 43 % de las muertes por covid-19 en la semana del 5 al 11 de julio, rozando el máximo de fallecimientos alcanzado en enero, en el contexto de una escasez de vacunas y una tercera ola que es la más rápida en el continente, informó hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“La tercera ola sigue su destructivo camino. En el último mes, África registró un millón adicional de casos (superando los seis millones este miércoles). Este el tiempo más corto que se ha tardado hasta ahora en agregar un millón de casos”, señaló hoy en una rueda de prensa telemática la directora regional de la OMS para África, Matshidiso Moeti.

El continente necesitó tres meses para pasar de cuatro millones de casos a cinco, subrayó Moeti, una tendencia que se ha acelerado tras la aparición en África de la variante delta, surgida en la India, que ya se ha detectado en al menos 21 países de la región.

La semana pasada, el profesor Tulio de Oliveira, director de la Plataforma de Secuenciación e Innovación en Investigación de Kwazulu-Natal (KRISP), que coordina el análisis genético del virus en Sudáfrica, declaró a los medios que la variante delta “está empezando a dominar todas las infecciones en África”.

Según la OMS, los ingresos en hospitales han aumentado en una decena de países y al menos seis -como Sudáfrica, Namibia o Zambia- están experimentando déficit de unidades de cuidados intensivos, una situación agravada por la escasez de vacunas en el continente.

Hasta el momento, han llegado a África 70,4 millones de dosis y se han administrado 53,3 millones, según los últimos datos publicados la semana pasada por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de África (África CDC).

Esto supone que sólo un 1,19 % de la población continental de unos 1.300 millones de habitantes ha recibido la pauta de vacunación completa.

SE REACTIVA LA DISTRIBUCIÓN DE VACUNAS

Según Moeti, sin embargo, el curso de la pandemia puede cambiar ahora que la distribución de vacunas se ha retomado en el continente, tras verse paralizada a finales de marzo cuando la India detuvo la exportación para hacer frente a una nueva y mortífera ola del virus en el país.

El Instituto Serum del gigante asiático era el principal proveedor de la plataforma COVAX, el programa impulsado por la OMS para garantizar un acceso global y equitativo a las vacunas, que supone la principal fuente de fármacos anticovid para África.

Pero COVAX ha diversificado sus fuentes de suministro, según confirmó hoy el coordinador del Programa de Inmunización y Desarrollo de Vacunas de Salud de la OMS para la región, Richard Mihigo, quien explicó que la plataforma incluirá ahora dosis de las farmacéuticas Pfizer, Moderna o Johnson & Johnson.

“Así tendremos más elección y más suministro”, dijo el coordinador.

Mihigo lamentó que al menos 450.000 dosis han caducado antes de ser usadas en cerca de diez países africanos -como Malaui, República Democrática del Congo o Sudán del Sur- tras ser enviadas con márgenes de expiración “extremadamente cortos”.

COVAX pretende suministrar 520 millones de dosis este año a África, según reveló la semana pasada su directora gerente, Aurelia Nguyen.

Asimismo, la UA firmó un acuerdo en marzo pasado con Janssen, filial de Johnson & Johnson, para reservar 220 millones de vacunas monodosis (con opción de añadir 180 millones más en 2022), cuyos primeros envíos deberían empezar esta semana, según Africa CDC.

El objetivo de la UA es vacunar al menos al 60 % de la población del continente (unos 750 millones de personas o toda la población adulta) para fines de 2022 pero, según la OMS, aún es necesario que lleguen unos 190 millones de dosis extra para lograr inocular sólo a un 10 % de los africanos antes de septiembre de este año.

Hasta el momento, África ha registrado más de seis millones de casos, de los cuales algo más 154.500 acabaron en fallecimientos y cerca de 5,3 millones en curaciones.

EFE