Cronología de la opresión: Dos semanas de persecución y secuestros del régimen de Maduro en Venezuela

Funcionarios de la Guardia (GNB), la Policía (PNB) y del Servicio de Inteligencia (Sebin). EFE/Rayner Peña

 

 

 

En los últimos 14 días, el régimen de Nicolás Maduro en Venezuela intensificó su persecución contra voces disidentes, opositores y activistas de derechos humanos, así lo informó INFOBAE.

Apenas comenzado este mes, las fuerzas chavistas detuvieron a miembros de la ONG FundaRedes. Luego, al menos 15 civiles murieron asesinados en la Cota 905, en enfrentamientos que la dictadura explicó que fueron contra grupos criminales.

El pasado lunes, fue detenido el diputado Freddy Guevara y hostigado el presidente interino, Juan Guaidó. Pero la persecución no terminó allí y, en las últimas horas, se sucedieron otros hechos.

A continuación, una cronología de la persecución del régimen venezolano:

– 2 de julio: detienen y desaparecen a los miembros de la ONG defensora de derechos humanos FundaRedes, Javier Tarazona, Rafael Tarazona y Omar de Dios García.

– 9 de julio: al menos 15 civiles fueron asesinados durante el operativo de las FAES en las barriadas de la Cota 905, al suroeste de Caracas.

– 12 de julio: detienen y desaparecen al diputado y ex vicepresidente de la Asamblea Nacional venezolana, Freddy Guevara.

– 12 de julio: interceptan al presidente interino, Juan Guaidó, disparando en el estacionamiento de su residencia y golpeando a su chofer.

– 13 de julio: el presidente oficialista de la Asamblea Nacional, Jorge Rodríguez, pide la captura del diputado Gilber Caro; del jefe del despacho de Juan Guaidó, Luis Somaza; del dirigente juvenil de Voluntad Popular, Hasler Iglesias; y del coordinador político de Voluntad Popular, Emilio Graterón.

– 13 de julio: funcionarios de las FAES hostigaron a la periodista Mildred Manrique en su vivienda.

– 14 de julio: funcionarios del régimen buscan arrestar al activista de Voluntad Popular Javier González; al no encontrarlo, se llevan detenida a su madre, su hermano y su primo en Caracas.

– 14 de julio: el SEBIN allanó la sede de la ONG FundaRedes en el estado Táchira y la vivienda de su director, Javier Tarazona.

– 14 de julio: detuvieron por varias horas a la madre de Javier Tarazona, Teresa Sánchez.

– 14 de julio: detuvieron al activista social de la parroquia La Vega, al oeste de Caracas, Jairo Pérez, quien es además miembro de Cáritas.

Condena internacional

Ante estos hechos, la comunidad internacional volvió a alzar su voz y a exigir al régimen de Nicolás Maduro la liberación de todos los presos políticos y el cese de la violencia contra las voces opositoras.

Estados Unidos condenó “enérgicamente” la detención de Freddy Guevara y las amenazas contra Juan Guaidó, a quien Washington y más de 50 países reconocen como el presidente interino de ese país.

“Instamos a la comunidad internacional a unirse a nosotros en la condena de estos actos y a exigir la liberación de todos los detenidos por razones políticas”, señaló la subsecretaria de Estado interina de la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental de Estados Unidos, Julie Chung.

La alta funcionaria del Departamento de Estado se pronunció horas después de que Fabiana Rosales, la esposa de Guaidó, denunció en Twitter el arresto de Guevara, quien fue acusado de instigar las protestas antigubernamentales de 2017 y posteriormente indultado en agosto del año pasado.

Rosales alertó además de que funcionarios del grupo élite (FAES) de la Policía se encontraban en su residencia para detener a Guaidó, quien posteriormente apareció en la puerta de su domicilio y atendió a la prensa.

Guaidó, que indicó que no lo detuvieron gracias a la presencia de los vecinos y la prensa, explicó que los funcionarios policiales que intentaron apresarlo no tenían ningún tipo de identificación, por lo que calificó el intento de detención como un “secuestro”.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, también exigió la liberación de Guevara. Almagro, cuya organización tiene sede en Washington, hizo responsable a la “dictadura” de Nicolás Maduro del bienestar de Guevara.

“Exigimos su inmediata liberación y que paren los crímenes de lesa humanidad en Venezuela ya. Denunciamos también la persecución y acoso del régimen contra el presidente encargado Juan Guaidó”, agregó Almagro.

En un comunicado, los representantes de Guaidó ante la Casa Blanca denunciaron que esa “escalada de persecución” es la respuesta del régimen de Maduro a los esfuerzos “por abordar una solución a la crisis en Venezuela a través de un proceso de negociación con la facilitación de Noruega y el apoyo del mundo democrático, especialmente de Estados Unidos, Canadá y Europa”.